Mi Experiencia en el Olimpo, HERA

¡Hola Olímpicos! Antes que nada, quiero que sepan que ésta serie de entradas son dedicadas especialmente a ustedes, con el fin de que conozcan lo maravilloso que ha sido y cuánto han cambiado nuestras vidas mediante éste proyecto llamado "El Olimpo entre libros", para que nos conozcan a nosotras, las chicas detrás de cada Dios.



Recuerdo muy bien cuando Apolo llegó con la idea de crear un blog en el que habláramos de lo que más nos gusta y apasiona, libros. En aquel entonces, varias optamos por decir: "adelante, te apoyamos", desgraciadamente, durante el camino, muchas de las Diosas que en un principio iniciaron este proyecto, decidieron abandonarlo por diferentes razones. No les voy a negar que fue difícil, a cierto punto, ver cómo, poco a poco, se iban yendo... tanto es así, que hasta la fecha, solo quedamos dos de las Diosas que iniciamos.


Y aunque cada partida fue difícil, ésto también generó nuevas adiciones a nuestra familia Olímpica y gracias a eso, he tenido el placer de conocer a diferentes personas. Personas que sin este proyecto nunca hubiese conocido.

Y es que no sólo he aprendido de libros con las Diosas; he aprendido de su cultura, de sus países, tradiciones, platillos, ¿qué les pudo decir? creo que en este momento mis mejores amigas se encuentran en el Olimpo. No saben los cierto que es el dicho, de que hay veces en que no necesitas conocer físicamente a alguien, para que ocupe un lugar especial en tu corazón.


Y lo más importante que ha traído el Olimpo, es a ustedes, nuestros seguidores. Ustedes, que nos motivan a echarle ganas siempre, a desvelarnos a veces para poder cumplir con sus expectativas, a dar el 100% por cada me gusta recibido, a sacar lo mejor por cada comentarios en el blog y las redes sociales.

Sin lugar a dudas mi experiencia en el Olimpo ha sido maravillosa y si la tendría que describir con una palabra sería “Familia” porque eso es lo que somos.


-Hera